Sección 1206

Sección 1206

1206 AVENIDA 105 PONIENTE, NÚMERO 316, COLONIA LOMA BELLA,

CÓDIGO POSTAL 72470, PUEBLA, PUEBLA.



https://goo.gl/maps/W2vJGKqnxm12

14.30 horas. Sujetos embozados a escopetazos la Sección Especial. No hay heridos.

Los hampones destruyen y roban urnas. FEPADEP, asignándole el folio 283, ratificada por escrito en fecha 5 de julio de 2018



Mundo Nuestro

El video apenas dura unos segundos, pero nos permite apreciar la angustia provocada por el asalto a balazos en la escuela Fundadores. El video se encuentra en en el Facebook del periódico La Jornada de Oriente, y alcanzó en esas primeras horas más de 144 mil reproducciones.



VIDEO: LA ANGUSTIA TRAS LA BALACERA

Mundo Nuestro

Ubicada en la Unidad Habaitaciconal Loma Bella, la Sección 1206 funcionó como Casilla Especial. Fue atacada a balazos y sus urnas fueron destruídas en varias de sus casillas.



LAS CARÁTULAS EN CERO DEL PREP-INE Y PREP-IEE





Mundo Nuestro

"Entonces me acababa de sentar cuando oigo la tronadera… yo creía que eran cohetes y no, llegaron y cuando más a mí, cuando más a un metro de distancia estaban balaceando a los que estaban adentro. Entons llegó un señor que nos gritaba que nos tiráramos en el suelo, y entons mi zapato se quedó debajo del sillón, que me lo saco el zapato y uno de los señores de la casilla me abrazo y me dice váyase resbalando y me arrastré debajo de la mesa donde estaban las casillas."



SECCIÓN 1206

TESTIMONIO DE LA SEÑORA CECILIA CASTILLO AGUILERA

VIDEO: POR QUÉ DOY MI TESTIMONIO





ENTREVISTA

VIDEO: POR QUÉ DOY MI TESTIMONIO

TEXTO

Sergio Mastretta (SM): Me encuentro con la señora Cecilia Castillo Aguilera. Ella es una mujer originaria de Córdoba, Veracruz, de ochenta y seis años, y estuvo presente en este primero de julio en una de las secciones que fueron asaltadas a balazos. Señora Cecilia, ¿puede usted contarnos lo que pasó ese día?

Cecilia Castillo Aguilera (CCA): Pues fíjese que como yo era fuereña me mandaron hasta la última casilla de hasta allá, entonces tuve que atravesar todo el patio así que estaba hasta allá, entonces llegué y luego luego me sentaron como a metro y medio, entonces me acababa de sentar cuando oigo la tronadera… yo creía que eran cohetes y no, llegaron y cuando más a mí, cuando más a un metro de distancia estaban balaceando a los que estaban adentro. Entons llegó un señor que nos gritaba que nos tiráramos en el suelo, y entons mi zapato se quedó debajo del sillón, que me lo saco el zapato y uno de los señores de la casilla me abrazo y me dice váyase resbalando y me arrastré debajo de la mesa donde estaban las casillas, y ya me metí, y gritaban “las urnas, las urnas, sobre todo en las cafés”, gritaban. Y entonces se las llevaron baleando adentro con riesgo de que matarán a alguien, pero ya habían empezado desde la entrada. Entonces se llevaron las casillas y yo me quedé adentro, ahí donde me metieron.

(SM): ¿Usted alcanzó a ver a algunos de estos hampones?

(CCA): Iban embozados, sí, con esas máscaras tejidas, y las balas eran como esas que usan en el municipio, que son grandotas, de escopetas, una bala como de diez centímetros. Estaba regado todo, todo, desde la entrada de la escuela, las casillas que balearon antes que llegaran allá donde estaba yo… Y, pues no tengo otra cosa que contarle.

(SM): ¿Usted alcanzó a votar?

(CCA): No, ya no, ya no. Yo estaba gritándoles a las personas, “no, ya se fueron, ora las que queden repártanlas, repartan las boletas y llénenlas casa quien con su nombre y su dirección”, pero me dice una persona, “no, dice ya está cancelada la casilla ya no, ya no se puede”, pero yo sugería en ese momento… ¡porque yo no me espanté!, que votaran, que les dieran las boletas y que pusieran su dirección y su nombre, pero no permitieron los que estaban ahí…

(SM): ¿Usted siempre ha votado en esa casilla?

(CCA): Es que yo vengo de Tehuacán. Y por eso me mandaron a esa casilla donde se podían votar los fuereños…

(SM): Ya, por eso fue usted a votar a Loma Bella. ¿Recuerda qué número de Sección era?

(CCA): No, no lo apunté.

(SM): ¿Por qué cree que pasó esto, señora?, ¿qué objetivo pudo haber tenido esta violencia?

(CCA): Pues fíjese que de ahí de la 105, que era donde estaba la adentro la escuela, de ahí se fueron a la otra a casilla que está por la COPEL, por ahí les fueron haciendo lo mismo, aventaron balazos, después oí los balazos en las otras casillas, pero yo ya no pude presenciar más.

(SM): Pero la intención, ¿por qué pasó esto?

(CCA):: Para mí que lo que quieren que no cambien de candidato, que por imposición pongan a la esposa del antiguo gobernador, esto es lo que yo calculo, porque luego luego nos dijeron que tenían el gane y que quién sabe qué, si ni habían contado ni los los votos ni nada.

(SM): Usted señora tiene ya muchos años, ¿le había tocado vivir en algún momento una violencia de este tipo en un día de elecciones?

(CCA): No, fíjese que en Tehuacán pues vivimos, está todo muy en paz. Entonces quien predominaba ahí era don Amador Hernández, yo conozco a la gente de don Amador Hernández, pero nunca había presenciado esa agresividad, porque iban decididos a echarse a alguno, pues yo vi cómo entraron con las escopetas y tirándole a la gente.

(SM): ¿No tiraron al aire?

(CCA): No, yo les vi intenciones de matar a alguien, y uno gritaba que les dieran las casillas, las estas (urnas), sobre todo las cafés, las otras dos no me acuerdo qué colores serían, no de cuáles, pero ellos se llevaban de a tres…

(SM): ¿Se llevaron las urnas?

(CCA): Sí se las llevaron.

(SM): ¿Qué opina usted cuando escucha la palabra democracia, en qué piensa?

(CCA): Pues la palabra democracia quiere decir que todos tenemos derecho de votar por el candidato que uno quiera. Eso es cuando realmente existe una democracia, no por imposición de nadie.

(SM): ¿Cómo se siente después de que pasó esto?

(CCA): Pues le vuelvo a repetir, me siento tranquila porque pues no me pasó nada, ni vi un muerto ahí, y yo creo que es una arbitrariedad la que están cometiendo, porque no tenían porqué que la ex esposa del gobernador tiene que ser la futura gobernadora, o qué cosa le llaman a ella, gobernadora, porque pues realmente no dio tiempo ni a que contaran los votos ni nada, nomás llegaron así, asaltando, y no fue la única casilla, luego se oyeron los balazos allá por otra escuela que está más adelante y luego cerca de Las Torres…

Mundo Nuestro

"Estos muchachos empezaron a gritar: “Ahí vienen, ahí vienen otra vez” y la gente temerosa se alejó y volvió. Además, todavía el muchacho que estaba adentro de la casilla me dice: “No, no señor, ya lo que hicieron estos cabrones ya lo hicieron. Amedrentar para que la gente no salga a votar” Y ahí me di cuenta de que efectivamente con esa tendencia iban a tratar de sabotear la elección para que ya no hubiera el flujo de gente."







VIDEO: POR QUÉ DOY MI TESTIMONIO

ENTREVISTA

Testimonio de Miguel Sarmiento Beltrán

Sergio Mastretta (S): Miguel Sarmiento Beltrán, un hombre de setenta años de edad, veracruzano de origen, poblano de hace más de 50 años, universitario con una larga trayectoria como militante de izquierda en el partido comunista, en el PRD y últimamente Morena. Sufriste como muchos otros ciudadanos la violencia del 1 de Julio en dos de las casillas que te tocó supervisar como militante de Morena ¿Cuál es tu experiencia? Cuéntanos lo que ocurrió ese día 1 de Julio en este sur de la ciudad en Mayorazgo y Loma Bella.

Miguel Sarmiento (M): Bueno definitivamente como dije al principio, ya a las 2:30 de la tarde, como dice el dicho “Este arroz ya se coció”, estaba la calma muy tensa. Yo dije “No van a hacer nada”, estaba en la casa y cuando llegué mi suegra de 90 años y mi cuñada me relataron lo que había pasado en la casilla de Loma Bella, donde está el Salón Social y hay una escuela primaria y yo le dije: “Yo voy a ver” y efectivamente llegué al lugar y eran como 3:20-3:30. Ahí había como cien gentes o cincuenta, vi, tome fotos con mi celular de los paquetes electorales que había en el suelo, unas balas debajo de una silla y llegué y me extraño ver a algunos jóvenes y gente como que muy organizados. A lo lejos dejé mi coche en una privadita. Pensé que eran de Morena, para echarles la culpa, pero yo la verdad no he visto hasta ahora cuales eran las camisetas de los representantes, pero yo vi las anteriores elecciones y los observadores electorales no tenían camiseta tenían en ese tiempo una credencial. Por que una vez me tocó, hace seis años unos chilenos y un argentino.

Estos muchachos empezaron a gritar: “Ahí vienen, ahí vienen otra vez” y la gente temerosa se alejó y volvió. Además, todavía el muchacho que estaba adentro de la casilla me dice: “No, no señor, ya lo que hicieron estos cabrones ya lo hicieron. Amedrentar para que la gente no salga a votar” Y ahí me di cuenta de que efectivamente con esa tendencia iban a tratar de sabotear la elección para que ya no hubiera el flujo de gente.

S: Entonces en esa casilla cuando tu llegas ¿ya habían pasado por ahí y desbaratado algunas urnas?

M: Si, cuando yo llegué había muy poca gente y la mayoría supongo que se fue. No vi gente adentro.

S: ¿No habían levantado las boletas en el suelo? ¿No se recuperó esa votación ahí?

M: Pues yo me imagino que no pues yo vi un ratito. Mi coche lo dejé en una privadita y seguí a un joven que llegaron ahí a una privadita por dónde esta una peletería y vi como los comandaba un agente, podríamos decir un Tin Tan o algo así, ya grande esa persona. Tendría físicamente como 60 años. Y el muchacho al que yo seguía se subió a un taxi con dos personas y estuve a punto de tomarle placa al taxi, pero la verdad me entró miedo, iba yo solito, a lo mejor si hubiera ido con dos o tres gentes.

S: Esas personas estaban afuera de la casilla.

M: Exactamente, pero llegaron con esa voz de: “Ahí vienen, ahí vienen, váyanse porque ahí vienen” Y entonces dije: “¿Por dónde vienen?” y yo volteé y todavía le dije a la gente: no hay nada, los que hicieron esto ya lo hicieron. No va a pasar nada, y la verdad lo vi, tuve temor porque eran como doce en esa privadita llegaron a estar como ocho, se subieron a un taxi tres gentes.

S: ¿Y los demás que hicieron?

M: Los demás se fueron por otro lado, pero venían en taxi.

S: ¿Y el señor ese?

M: Se fue en ese taxi con esos dos jovencillos. Jóvenes como de treinta y tantos años.

S: ¿Con una camiseta blanca?

M: Blanca si, o chervadore electoral, porque los vi bien. Primero pensé que era alguna camiseta de Morena para echarles culpa de que Morena terminó saboteando la elección. Qué cabrones, todavía ya vine aquí y me encuentro también con un montón de gente afuera y dije: Otra vez. Ahí ya no abrieron las puertas, estaba hacia afuera de la casilla, afuera de la escuela había una caja con una bala y me acuerdo de que llegó una patrulla. Y le dije: “Aquí están las pruebas” Y que me dice: “¿Ya habló usted al 911? Qué me dice la patrulla y que les digo: “Pero si usted es una patrulla, podría tomar carta del asunto” “No, no tenemos, no tenemos” Y que le digo; “Pues si, seguramente ustedes están protegiendo a toda esta gente” Y me acordé porque me sucedió algo igual cuando el asalto aquel de Palacio Nacional con los chavos banda con sus mochilitas, y me tocó”

S: Te refieres al gasolinazo del 2017.

M: Si, estaba ahí, yo escribí un artículo en Milenio, y hay una señora ahí y empezaron a cerrar y yo les digo: “No hagan caso a eso, eso es un pánico” “Pero ahí vienen” “¿De dónde vienen?” “Están por la Popular” Le hablé a su esposo y les dije: “Vamos a la popular, súbete a mi coche” Y llegué e igual una sicosis increíble, increíble. Llego y gente con palos de la Popular armados. “Qué vienen” “¿Por dónde vienen? Si no hay nada”

S: Entonces tu piensas que los grupos que hicieron una sicosis como la de Enero del 2017 por el gasolinazo pudieron estar también trabajando en estas.

M: Pero no eran de esos jovencitos Sergio, yo creo que definitivamente esto, esto de Puebla fue de Moreno Valle, lógicamente para mi no iban a intervenir con esos mismos parámetros de esos jovencitos, fueron gente profesional que se dedicaban a eso. Pues como se vio después en ese hotel ¿No? Personas que toda su vida habían trabajado de mapaches electorales, como esa persona que no me acuerdo del apellido que tenía experiencia de participar en eso, ahora utilizaron a una gente conocida dentro de sus estructuras.

S: ¿Tú pudiste votar?

M: Si, yo vote en mi casilla.

S: En la 1187.

M: Y ahí te va, a mí siempre me gusta ser el primero o el segundo en votar. Me extraño que desde el principio había unas cosas raras: mi casilla empezó actividades a las 10:00, nada más había seis urnas ahí, solamente una a las seis y media estaba perfectamente armada. Y llegó la señorita del INE y le digo: “Oiga amiga, se están retrasando”

S: ¿No había los funcionarios necesarios?

M: Los había, pero no había como la orden de iniciar. Para mi era una orden de retrasar las cosas. Viéndolo después de la violencia, era como aburrir a la gente para que se fuera. Otra situación que se dio es que cuando yo llegué a votar no había tinta indeleble y hablé y les dije: “Miren esta es otra marrullería de la gente, no hay tinta indeleble, mi dedo se borraba” Hasta me le enfrenté a la del INE “Esta es una porquería, no hay tinte indeleble,” y me pase a la casilla a denunciar “Señores esto no es posible, el INE ya esta metiendo mano sucia”

S: A esa señorita luego la balacearon.

M: Ah, bueno, mira, así es.

S: Por que a ella le tocó, yo ya la entreviste. Es una mujer joven, odontóloga, representante CAE, el cargo que les dan en el INE, CAE.

M: Capacitador electoral.

S: A esa muchacha le tocó la balacera.

M: Fíjate Sergio, otra cosa que yo vi muy rara, muy rara, pero es parte de la no educación política, la verdad a mi me da muchísima tristeza, es que no capacitaron muy bien a su gente Morena. Los representantes de los partidos estaban como a dos metros, yo he participado muchos años y les decía: “Muchachos, ustedes deben estar pegados al secretario y al presidente del partido, ustedes tienen que ver es que ese voto es del fulano” Los tenían sentaditos en una silla y me dirigí a ellos: “Oigan señores ustedes están actuando mal, ustedes son representantes del partido, ustedes tienen que estar donde está la casilla y tienen que ver la credencial del elector, si el voto es o no es” Y así estaba en Mayorazgo, igualito, igualito de un lado. Yo no sé si estos capacitadores del INE metieron algo ahí sucio para decir: “A ver, los representantes de los partidos fuera de la casilla” Cuando no debieron hacer eso. Ahí si me extraño, me extraño mucho. Hubo una que a mi si me maravillo, pero después me di cuenta porqué, las del Club de Golf, del fraccionamiento. Ahí había viejos militantes de la universidad, Libertad, la esposa de un viejo líder campesino, que ellos si lograron controlar, ahí la gente estaba organizada Sergio, porque igual el plumón no era indeleble Sergio, no tachaba, yo si eso igual lo denuncié aquí, y unos jóvenes con lapicero se lo prestaban a quienes iban a votar y lo usaban. Por que eso si, se empezó a rumorar desde la noche, que no servía el famoso plumón. Entonces desde ahí dije: “Algo va a pasar, algo va a pasar”

S: Entonces tu logras votar ese día sin problema, y estas ese día hiendo y viniendo a todas las casillas a lo largo del día.

M: A seguir con el proceso electoral.

S: Tu suegra es la que sufre la violencia en Loma Bella y me imagino que con ella alguien pues ya tiene 90 años.

M: Si, que se una contadora también, ella la acompaño a votar. Me extraño porque les dije: “Ustedes viven aquí después de las torres, a ustedes les tocaba siempre aquí, pero a la hora de volverse a reinscribir les toco en Loma Bella”

S: En Loma Bella que es donde se produce el primer ataque, igual que aquí.

M: Y bueno es mas o menos la hora, por la prensa he leído que fue por las cuatro de la tarde.

S: Entre tres y cinco de la tarde.

M: En que hicieron todo está barrabasada de tratar de boicotear la elección.

S: Conociendo así a largo plazo estos barrios ¿De dónde crees que hayan salido estos ampones?

M: De los barrios. Normalmente en mi experiencia en la universidad Sergio, se iban por la gente de los barrios, el Alto siempre ha sido un barrio muy dado a estas cosas, el San Miguelito, esos barrios que por cierto se ha perdido en Puebla. Santiago era un barrio, ahora ya no tiene nada de barrio. Pero yo creo que sí, eran gente como de barrio.

S: Alguna cosa más que creas que puedas recordar.

M: Pues no, ya después de esta cuestión se cerró. Ya empezamos a ver el flujo de la información y lógicamente Obrador iba arriba pero tremendamente, tremendamente.

S: La casilla 1187 ya no se abrió.

M: Ya no se abrió.

S: La casilla de Loma Bella ¿Tienes idea que pasó ahí?

M: Tampoco, yo creo que tampoco. Pero que bueno que preguntas esto, normalmente la colonia donde votamos era priista-panista, si quiera tenía cuarenta, cincuenta votos, eso. Pero en Mayorazgo, me gusta hacer eso, comparar y paso, había 180 a 60. Esta loco, pero es la verdad.

S: Y así iban acá.

M: Si, si y allá ni se diga.

S: Pero tu voto como el mío no contaron, ahorita que están recontando.

M: Yo creo que este tipo de cuestiones que tú estás haciendo son las que el Instituto, que ya no se como se llame la verdad, pues me parece una barrabasada que haya un Instituto Federal y uno Estatal, si es una misma elección el mismo día, entonces me da mucha rabia. Por que lo que debe de contar son estos hechos. El Instituto Federal Electoral, el INE pues tienen las encuestas de salida iba hasta arriba todo mundo. Yo creo que esto que están haciendo ojalá, y digo ojalá sirva de algo, ojalá, pero por lo que se ve están rellenadas ¿No? Hay mucha evidencia ya, hoy mismo vi un video que sale en las redes de no se quien sea, de una persona que llega ahí y esta Jacinto Herrera que se ve que es un pelele y le dicen: “Oye esta puerta está totalmente abierta” “Yo no sé” Y ayer vi otro video que ya no es el 70% sino el 80% de esas urnas que van totalmente infladas. El viejo PRI, quitaban y ponían votos, pues es una cosa parecida.

S: Había casa de seguridad para llenar antes y después.

M: Había un electoral previo donde hacían toda la suciedad. A mi sinceramente me gusta mucho leer y yo veo que desde Maximino Ávila Camacho no se veía algo así en Puebla. Por que nos tocó una vez en Guadalupe Victoria, donde propiamente a todos los del partido nos corrieron, pero se daba en lugares muy apartados donde el PRI no tenía más que eso y hacía toda esa marrullería. Pero ahora, dices, en plena época de las redes sociales que hicieran eso. Pues estaba lógico querían que no saliera a votar la gente porque la derrota iba a ser mucho más grande.

S: Una última pregunta ¿Hacia donde crees que va el país ahora que hay un presidente de izquierda?

M: Te voy a platicar una anécdota. Yo siempre he sido muy mordaz. Ahora el ayuntamiento nos hizo una comida para el 14 de septiembre y fui desde el mercado vestido de tejano, pantalón vaquero y sombrero y llego allá y les digo: Bueno pues como ahora parece que Obrador va a ser un mago que todo tiene que resolver pues le vamos a pedir que nos devuelva Texas, California, Nuevo México, por eso vengo de norteño. Yo creo que hay una gran esperanza. Para mí, para mí, las cosas que ha hecho da la idea de que va a ver un cambio. Eso de quitar el fuero, de quitar esos salarios, porque lo han reconocido esos magistrados de todos lados, ¿de qué sirve que ganen 400 mil pesos cuando hay una elección de desafuero? Yo siempre lo que le preguntaba a la gente: Son diez magistrados, pero siempre que hay un problema son cinco o cuatro. Se entiende que todos son doctorados, que todos tienen que tener empapado sobre lo mismo y siempre es lo mismo, la corrupción y la compra de todo ¿No? Pues esperemos. Yo tengo confianza, pero a la vez un poco de lo mismo, de que esos magistrados como ven que Obrador ya va a ser el presidente pues tengan que actuar en esa forma para anular una elección. Porque bueno ya tenemos el caso del famoso dinero de los damnificados ¿no? Pues ya lo echaron para atrás, y se dio un caso muy parecido al de Manuel Negrete en Coyoacán en donde también le anulan la elección, pero yo creo que así no se deben de quedar las cosas, debe haber castigo. Lo que pasó es un delito electoral y todo esos magistrados tanto del estatal como del tribunal la verdad son unos pillos, son unos delincuentes electorales y no debe terminar la cosa ahí. Yo creo que esas personas deben de irse a la cárcel, porque están cometiendo un delito, sobre todo más que sobre tu voluntad política sobre tu sufragio.

S: Este testimonio es de un muy experimentado hombre de izquierda aquí en Puebla. Miguel Sarmiento Beltrán, y su punto de vista. Por su vía, entrevistaremos a su suegra, ya una mujer de edad que fue víctima de una balacera ahí en la sección instalada en Loma Bella. Miguel muchísimas gracias.