Cosas que quisiera para mi estado: catorce cosas que sí puede hacer quien sea que gobierne en Puebla

Compartir

Vida y milagros

En Agosto Puebla tendrá su quinto gobernador en menos de tres años. Gobernará cinco años y cuatro meses.



Apunté algunas cosas que sí pueden hacer los gobiernos estatales y que el próximo gobernante debería garantizar en este nuevo ciclo político:

- Respetar el derecho a pensar distinto y en voz alta sin miedo a represalias.

- Respetar el derecho a que la sociedad se organice, proponga y participe, sin que por eso tenga que militar o alinearse a un partido político.



- El derecho de réplica hacia las acusaciones sin prueba del gobernante.



- El respeto a la presunción de inocencia y a que las acusaciones desde el poder estén sustentadas en pruebas.

- Fortalecimiento de todas las estructuras públicas y privadas que combatan la violencia intrafamiliar, en especial para proteger a los niños, a las mujeres y a los adultos mayores

- Fortalecer el trabajo conjunto entre gobierno y sociedad, estrechar los lazos comunes de organizaciones privadas e instituciones públicas para potenciar y no disminuir la participación civil . Nos necesitamos mutuamente para sacar adelante a los sectores más vulnerables de la sociedad. Debilitar esos lazos no solo es un error, sino en muchos casos una injusticia.

- Priorizar el cuidado del medio ambiente del que todos dependemos para vivir. Es indispensable un presupuesto fuerte para fondear las políticas públicas que nos garanticen el derecho a un medio ambiente sano, con una Secretaría de Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial con herramientas jurídicas poderosas para ordenar el suelo, conservar los recursos naturales y garantizar el agua y su cuidado, no solo para el consumo humano, sino para la conservación de la flora y la fauna de nuestros ecosistemas.

- Que jamás se usen o condicionen los programas sociales para fines partidistas, construcción de clientelas o sometimiento hacia la autoridad.

- Mejorar radicalmente la impartición de justicia con una fiscalía estatal autónoma, con presupuesto suficiente para ampliar el número de agencias del ministerio público y el personal suficiente para atender a dichos ministerios de manera eficaz. Abolir para siempre los turnos de 24 horas de trabajo por 24 horas de descanso. Nadie puede trabajar de manera eficaz sin recursos materiales y sin descanso durante periodos tan largos. Más agentes del ministerio público, más peritos, más agentes judiciales. El tiempo promedio para presentar una denuncia hoy en Puebla es entre 8 y 18 horas, siempre y cuando exista un ministerio público en tu localidad.

- Aumentar el presupuesto ejercido por el Tribunal Superior de Justicia, el consejo de la judicatura y los juzgados. Privilegiar el aumento del número de magistrados y jueces. La justicia, para serlo, debe de impartirse de manera pronta y eficaz. Hoy eso es un sueño.

- Fomentar la contraloría social en las acciones estratégicas del gobierno. Tanta sociedad como sea necesaria.

- Orientar el gasto en comunicación social del gobierno de manera que se use para dar información útil y necesaria para que la comunidad funcione mejor, de manera más responsable y empática hacia el conjunto de la sociedad y las autoridades. Abolir el uso de la comunicación social para rendir culto a la personalidad de quien nos gobierne. Ya tuvimos suficiente de eso. Hasta hartarnos.

-Construcción de consensos con los otros poderes del estado por medio de la inteligencia y la razón y no por medio de presiones, amenazas o sobres con dinero por debajo de la mesa.

- Abonar en todo lo posible para preservar los lujos del siglo XXI: el agua, el silencio, el aire limpio y el derecho a la privacidad.

¿Todo esto parecería obvio y obligado, ¿verdad? Desgraciadamente no lo es.

Compartir

Sobre el autor

Verónica Mastretta