SUSCRIBETE

18 Septiembre 2021, Puebla, México.

Un dron para entender la carga de la industrialización contra el río / Video

Naturaleza y sociedad /Ciudad /Economía | Investigación | 6.JUN.2021

Un dron para entender la carga de la industrialización contra el río / Video

Sergio Mastretta

Parque Industrial Resurrección: un video y un primer recuento de infracciones a la ley

 

Mundo Nuestro. Esta investigación forma parte del material de trabajo que sobre el río Atoyac y los responsables de su contaminación realiza Sergio Mastretta para la organización civil Puebla Contra la Corrupción y la Impunidad.

 

El dron levanta el vuelo a media mañana frente a la descarga del Fraccionamiento Industrial Resurrección en la barranca San Antonio. Ahora mismo, ayer, hace un año, igual que hace ya dos décadas, la descarga arroja miles y miles de litros al día desde los procesos productivos y sanitarios de decenas de empresas instaladas al norte de la autopista frente al estadio Cuauhtémoc. Mirar la descarga, escuchar su golpe vaporizado contra el murallón, su murmullo denso que se disuelve entre la espuma en el aire, como si de una cascada natural se tratara.

Contemplar la desgracia nuestra del Atoyac.

El conflicto provocado el 30 de mayo por la descarga ilegal de las aguas residuales de la empresa textilera Río Sul en unos campos de béisbol frente al estadio Cuauhtemoc me lleva a mirar con detalle lo que ocurre en el entorno del parque industrial de la Resurrección.

Empezar por el extremo: la cascada de las aguas residuales, el hecho ineludible de lo que las industrias descargan día tras día. Lo que consumen, lo que utilizan en sus procesos, lo que logran tratar y lo que simplemente arrojan sin mayor apremio a la barranca San Antonio.

 

Desde el dron, la carga de la industrializacion

 

Obtengo estas imágenes del cineasta Juan Pablo Miquirray Soto, autor del documental En la senda del Agua, 

Río Atoyac, el gran pendiente / Serie documental 3

que aquí mismo en Mundo Nuestro hemos publicado recientemente. Esta escena ocurre en uno tantos puntos legalmente reconocidos por la Comisión Nacional del Agua: la descarga del parque industrial Resurrección. Es la descarga a cielo abierto ubicada en la esquina sur-oriente del parque, justo en la intersección de la autopista México-Veracruz con una de las barranquillas que baja de la Malinche y que cruza el territorio de la Resurrección.

Esa descarga arroja esa cantidad de agua de manera permanente, día y noche, todos los días de todos los años últimos en los que industrias de toda índole se han instalado a la orilla de la autopisa y la barranca.

Como en Río Sul, la historia es compleja. Y hay que empezar por describirla.

 

La instalacción fabril de los parques Industrial Resurrección y Puebla 2000

 

De entrada, constato que el parque industrial Resurrección forma parte de un complejo industrial mayor, el conocido como Puebla 2000, plantado al sur de la autopista, repegado también contra la ribera poniente de la barranca San Antonio que corre rumbo de su confluencia con el río Alseseca a la altura de la esquna norte de los terrenos de la XXV Zona Militar. Vale mirarlos desde esta vista aérea y con todos los registros de uso y descarga de aguas dados de alta en el Registro Público del Agua (REPDA) que administra la Comisión Nacional del Agua:

 

 

Y se puede contemplar la dimensión de la presión que las descargas industriales tienen contra la cuenca hidrológica del Atoyac en la ciudad de Puebla si visualizamos este mapa desde las multas que la CNA tiene registradas hasta el 2019 por irregularidades e infracciones a la ley cometidas por muchas de estas empresas:

 

Todas esas calaveras indican un infracción a la ley. La CNA multa, las empresas pagan o se inconforman, se amparan y contrademandan. Después, la vida sigue y a esperar que la rueda de la fortuna vuelva a enviar a un inspector a averiguar qué ocurre con cada una de esas descargas.

 

La planta fabril en el parque Resurrección

 

Río Sul es una entre decenas de empresas en el entorno de barrancas que baja de la Malinche como desgarraduras del monte que revientan sobre una ciudad que plantó como frontera hace 60 años a la autopista México-Veracruz en su paso por la ciudad de puebla: desde el emplazamiento de Volkswagen en la intersección de los ríos Zahuapan y Atoyac hasta el conjunto fabril plantado en Chachapa. Todas guardan una relación con el río, unas y otras descargan con y sin permiso en colectores establecidos o simplemente a cielo abierto directamente en los cauces que la ley denomina “aguas nacionales”. Todas utilizan el agua para sus procesos productivos o, al menos, para sus servicios sanitarios. Todas tienen que tener un permiso de extracción de agua con título de concesión y pago de derechos o abastecerse vía contrato con los organismos operadores, así como definir la legalidad de sus descargas. O simplementese abastecen ilegalmente del líquido e igualmente para deshacerse de su residuo como su conciencia les dicte.

El parque está en la ciudad de Puebla, pero en el territorio de la junta auxiliar de La Resurrecciòn, lo que en términos de la jurisdicción del agua en la ciudad quiere decir tierra de nadie. Ausente el gobierno de la ciudad, incapaz, como todos los que le han antecedido, de regular a fondo la operación de los comités de agua en los pueblos de las juntas auxiliares. Presentes, pero sin mayores capacidades legales y operativas, el SOAPAP y la Comisión Nacional del Agua, dos dependencias que se miran las caras y rumian sus incapacidades y deficiencias.

La realidad es que muy poco sabemos de lo que realmente ocurre. No hay un verdadero inventario público, a la mano de cualquiera, que identifique títulos con montos de extracción, montos y permisos de descarga, plantas de tratamiento, certificaciones de cumplimiento de normas, inspecciones, irregularidades, delitos, multas y procesos de saneamiento... A lo más que se llega es a listados de Conagua encontrados con bisturí en las plataformas de transparencia.

 

Vista aérea del Parque Industrial Resurreccion. (google earth).

 

El parque industrial en La Resurrección es un microcosmos de la desgracia de la Cuenca Alta del Atoyac. Asentado a lo largo de la autopista México-Veracruz, planta sobre unas 120 hectáreas la techumbre laminada de fábricas mayores y menores, una diversidad de ramas industriales y nombres de apariencia inmaculada como Bimbo y Clemente Jacques.

Los nombres de las marcas los encuentras en sus perfiles y en los logos de sus fachadas. La Calle Resurrección Sur corre lateral en doble sentido en la lado norte de la autopista y se extiende por 1800 metros desde el trébol frente al estadio Cuauhtémoc hasta la barranca que baja del pueblo de La Resurrección, con los linderos y fachadas de doce plantas industriales-

 

Resurrección Sur

 

Aztlán y Azul Textil, hilaturas, de capital poblano.

Conalum, aluminio, empresa de origen tapatío, con 44 sucursales en el país.

BIMBO, corporación alimenticia mexicana que, como veremos comete delitos ambientales y no duda en irse al litigio contra  las dependencias responsables del agua.

Airtemp/american Plastics, autopartes de capital de origen yucateco.

Gas de Oriente, energía, distribiidora de gas,

Lunkomex, de la corporación Flex N. Gates, trasnacional de autopartes, con 69 plantas en ocho países y 26 mil trabajadores.

Clemente Jacques, alimenticia, de la corpaoración de origen veracruzano Sabormex.

Hilados Egara, textilera mexicana especializada en hilos de usos industriales,

Textiles Ray Duff, textilera, sin información para esta reseña.

Supernova Lab, química, sin información para esta reseña

Pintumex, fabricante de pinturas,Pinturas Mexicanas de Puebla, S.A. de C.V

Transportes Salomón, sin información para esta reseña.

Estas últimas empresas están ya en la colindancia con una barranquilla que tiene plantada en su ribera oriente a la colonia Lomas de Santa Anita. Justo en la esquina con la autopista está el sitio de la descarga a cielo abierto del parque industrial Resurrección a la que van a dar gran parte de las aguas residuales de estas empresas. Unas dadas de alta en la Comisión Nacional del Agua, otras simplemente no.

Este parque tiene tres vialidades que parten desde esta línea lateral de la autopista: Antiguo Camino a la Resurrección, Resurrección Poniente y Resurrección Oriente, unidas estas dos por la calle Resurreccón Norte.

 

 Antiguo Camino a la Resurreción 

 

Aztlán Textil y Azul Textil, ya referidas arriba.

Grupo Arero, comercializadora de productos alimenticios.

Poin S.A. de C.V., textiles, sin información para esta reseña.

Teñidos de México, S.A. de C.V. ,tres plantas en Puebla, Tienen hilatura, tejido, teñido y acabados de mezclillas y gabardinas.

Dicorsa, comercializadora de bebidas simples y energéticas.

 

Resurrecion Poniente, Norte, Oriente

 

Las calles Resurrección Poniente, Norte y Oriente forman una portería contra la línea de la autopista. Ahí se guaran otras empresas: algunas de renombre trasnacional, como las alemanas de autopartes Schaeffler, dada de alta en Conagua con la razon social LUK PUEBLA S. DE R.L. DE C.V., (se especializa en equipos de transmisión automotriz, con 12,600 millones de euros en ingresos en el 2020 y más de 89 mil empleados en todo el mundo) y Press and Sintec Technics de México (productos de cerámica industrial, con ventas de 550 millones de euros en el 2020), o corporaciones de índole nacional como Sabormex, que suma una serie de marcas como La Sierra, Café Legal, Café Garat y Enerflex en una planta al norte del parque industrial que se suma a la de Clemente Jacques instalada sobre la calle Resurrección Sur, ya identificada aquí mismo. También ahí los galerones de las textileras poblanas Apolo Textil, con dos plantas y su marca Baby Mink, Tauro Textil y Poin, S.A. d C.V, también con dos plantas esta última.. Y otras empresas más como Via Pet, Master Denim, S.A de C.V. y Ataisa Solutions for Industry.

En el rumbo de Río Sul en la calle Antiguo Camino a la Resurrección, además de dos empresas recicladoras de residuos industriales (Recicladora Centro y Regenerados Cordal) destaca un conjunto de bodegas propiedad, al parecer, de una persona o grupo de apellido Kanán. Un vistazo en google Earth y google mapas identifica en su techumbre ahí a una serie de nombres de empresas de índole industrial, comercial y servicios: Corte Especializado de Metal, Transformadora Loba, Recym SA, Cornexpress, Fertiguano, Lonas Continental, Comercializadora Jabscents, Comercializadora de Madera y Empaques SIAMESA, Alchemist Chemical, Promotora Norte Pacífico, SA de CV, Inteva Body Systemsm, Comercializadora Merdiz, Packin Provider México, SA y Nutriservicios Pecuarios.

 

La Asociación de Empresarios del Fraccionamiento Industrial Resurrección

 

Al menos 38 empresas, entonces. Y las que no se identifican a la vista primera de un recorrido en auto por el fraccionamiento o virtual a través de googel earth. Esta larga lista hay que plantarla contra el listado existente en el Registro Público de Agua (REPDA), que administra los títulos de pozos de extracción de agua así como los permisos de descarga (en color azúl) e infracciones a la ley (calaveritas rojas)

 

 

La descargas en la barranca San Antonio

 

 

Existe en el Registro Público del Agua (REPDA)  un título de concesión a nombre del propio parque industrial a nombre de la  ASOCIACION DE EMPRESARIOS PROPIETARIOS E INQUILINOS DEL FRACCIONAMIENTO INDUSTRIAL RESURRECCION DE LA CIUDAD DE PUEBLA, A.C., que aquí se muestra:

 

Título: 04PUE113721/18FMDL18 / Uso industrial / Fecha 10/01/2005 / Volumen de extracción: 800 mil metros3 al año.

 

Esta concesión logra entrar en la la lista de los diez principales consumidores de agua en la ciudad de Puebla.

 

 

800 mil metros cubicos al año. A partir de ahí, los interrogantes: ¿Qué empresas están conectadas a este pozo? ¿cuántos litros consumen sus asociados? ¿Dónde descargan? ¿Quién administra la calidad de sus descargas?

Entrevisto a Gustavo Gaytán, director del SOAPAP, y es tajante:

"El SOAPAP no tiene dado de alta en su padrón a una sola empresa del parque industrial Resurrección --me dice--. Todas esas empresas extraen el agua de pozos legales y reconocidos por Conagua o no. El único contrato que tiene el soapap es con Sermex, que está cortado y en litigio. Aztlán y Azul Textil sí están con nosotros, pero esas fábricas no están propiamente en el polígono del fraccionamiento. Tienes que preguntar en Conagua de dónde sacan el agua las empresas de Industrial Resurrección."

Voy al REPDA entonces. Encuentro en la información puesta al mes del abril de 2021. El listado es largo, pero extraigo los nombres que identifico como parte del polígono.

Primero los permisos de extracción con todo y título y volumen:

 

Cuatro empresas y la propia asociación del fraccionamiento. Y veo que se confirma el título de la empresa Sermex, propiedad de los emrpresarios de Río Sul y que mantiene el litigio con el SOAPAP. 

Y aquí los permisos de descarga:

 

Llama la atención la presencia de Herdomo, una embotelladora que se encuentra fuera del polígono y que pertenece al parque Puebla 2000. Sin embargo, las coordenadas la ubican en Resurrección. Y por volumen de descarga, Sabormex, con 2,764 metros cúbicos diarios. Los que vemos que van a parar a la barranca San Antonio.

 

BIMBO, descubierta, también se va a juicio

 

Un ejemplo de los delitos ambienales que ocurren en el entorno industrial del río Atoyac y que generalmente se mantienen en la oscuridad es el de la empresa BIMBO.

 

Una vista aérea de la planta de BIMBO en Puebla no permite identificar una planta de tratamiento, como puede apreciarse en esta imagen tomada de Google Earth.

 

114,130 metros cúbicos al año le permite a BIMBO extraer de su pozo el título otorgado por Conagua.

 

El listado del REPDA permite analizar consumos y descargas particulares, como la de la empresa BIMBO, con dos registros 04PUE112863/18FMGE03 y 04PUE157707/18FMDL16, uno de servicios sanitarios y otro por aguas residuales de procesos productivos, para un total enre ambos de 191 metros cúbicos diarios. El que no exista en BIMBO planta de tratamiento es consecuente con los permisos otorgados por CNA, que establecen como método de descarga el del suelo-riego áreas verdes y pozo de absorción al subsuelo. Tanto de los servicios sanitarios como de sus procesos productivos. Los volúmenes de descarga que aparecen en estas vistas con información de Conagua establecen números menores a las autorizaciones de los títulos registrados en esa dependencia. ¿Cuánto extraen? ¿Cuánto consumen? ¿Cuánto descargan? Eso sólo lo saben los ejecutivos de la empresa. Y debiéramos suponere que lo sabrían en Conagua.

 

Pemiso de descarga en suelo, áreas verdes.

 

Permiso de descarga en pozo de absorción.

 

Pero los panquecitos BIMBO no salen tan inmaculados: un conflicto detectado en esta investigación en BIMBO es el del litigio con el sistema operador del agua en Puebla, el SOAPAP, que en el 2017 le detectó una descarga ilegal al colector urbano existente sobre la avenida Resurrección Sur, que derivó en el Juicio de Amparo EXP.1676/2017 en el Juzgado Segundo de Distrito de Amparo Civil, Administrativo y de Trabajo y de Juicios Federales en el Estado de Puebla. Del expediente es posible extraer información de lo ocurrido. La empresa, cuya obligación es descargar en riego y pozo de abosorción, según lo establecido con la CNA, fue descubierta con una conexión clandestina al colector del SOAPAP con resultados de laboratorio muy ilustrativos de lo que esta empresa puede arrojar en sus aguas residuales:

 

 Análisis de laboratorio de las aguas residuales de Bimbo en descarga ilegal a colector del SOAPAP:

            Demanda química de oxígeno: 152,965 mg/l

            Demanda bioquímica de oxígeno: 69,400.00 mg/l contra una norma de 150.00

            Sólidos suspendidos totales: 94,000 mg/l contra una norma de 125.00

            Sólidos sedimentables: 600.00 mg/l contra una norma de 7.5

            Grasas y aceites: 965.5 mg/l contra una norma de 75.0

 

Esta empresa nacional tiene en el REPDA el registro de una multa por la Comisión Nacional de Agua en el 2018 por descargas que rebasaron los parámetros permitidos, como consta en este vista:

 

90 mil pesos de multa para BIMBO en el 2018.

 

SABORMEX y sus 2,764 metros cúbicos de descarga diaria

 

Esta empresa es, por mucho, la que mayor volumen de descarga arroja a la barranca de San Antonio. Tiene dos plantas, uno en el polígono del parque y otra al norte, por fuera de él, Con un título de descarga número 04PUE113568/18FMDL18 obtenido el 24 de noviembre del 2004 se le autorizan tres descargas que le permiten arrojar 2,764 metros cúbicos diarios. Es posible identificar con la información de Conagua los puntos de descarga de esta empresa empacadora de productos alimenticios:

La primera, con número de registro 04PUE113568/18FMDL18, es la descarga de procesos productivos de la planta Clemente Jacques instalada junto a la autopista:

 

 

La segunda, con permiso del 2009 y número 04PUE114662/18FMDL18, es la de servicios sanitarios y establece el mecanismo de pozo de absorción:

 

 

La tercera es la de la planta instalada al norte del fraccionamiento industrial, en los límites de la barranca San Antonio:

 

 

La empresa SABORMEX fue multada por la Conagua tras una visita de inspección en el año 2017 "por rebasar parámetros":

 

Las preguntas para la Comisión Nacional del Agua

 

No quedan más que interrogantes sobre todo este asedio industrial a la barranca San Antonio. Son las preguntas que le envío vía Whats al funcionario Julio Fierro en la oficina local de esta dependencia federal responsable de la administración de las aguas nacionales, como lo marca la ley.

¿Cuál es la situación del Fraccionamiento Industrial Resurrección?

¿Confirma Conagua los títulos de extracción publicados en el Registro Público del Agua?

¿Confirma Conagua esos permisos de descarga?

¿Qué ocurre con el resto de empresas ahí instaladas? ¿De dónde sacan agua? ¿En dónde descargan?

¿Cuál es la situación del título a nombre del ASOCIACION DE EMPRESARIOS PROPIETARIOS E INQUILINOS DEL FRACCIONAMIENTO INDUSTRIAL RESURRECCION DE LA CIUDAD DE PUEBLA, A.C.? ¿Ellos tienen una propia red de distribución? ¿Qué relación guardan con el consumo de agua de sus asociados?

¿Qué casos de inspección tiene la Conagua en este 2021 en el parque industrial Resurrección?

¿Existen casos de empresas multadas o clausuradas por cometer irregularidades o ilícitos en este año? ¿Y en El 2020?

Son interrogantes simples. A la espera de una respuesta.