SUSCRIBETE

14 Junio 2021, Puebla, México.

La lección en la Sección 1440… ¿a quién atribuirla? / Un testimonio

Política | Opinión | 9.JUN.2021

La lección en la Sección 1440… ¿a quién atribuirla? / Un testimonio

Colaborador invitado

Losa adultos mayores nos enseñaron con su asistencia que nada nos detiene

 

Testimonio de Xóchitl Diaz Sontoya

 

Mi sección, la 1440 en el barrio de Analco, está mayormente constituida por personas de edad avazada, quienes en su mayoría asistieron a  votar. En mi casilla se alcanzó el  60.6 por ciento de  participación de la lista  nominal y al último votante desafiando la envestida de Tlaloc a las 5.59 de la tarde.

Mi hijo fue seleccionado por el INE a participar y aceptó desde la primera visita. Días después, al no tener completo el equipo de funcionarios para la casilla, nos preguntaron en casa si sabíamos de algún joven que quisiera participar como funcionario; yo le pregunté a mi hija que si quería participar y ella no lo pensó y aceptó. Y ya en esas, finalmente nos dijeron que podían participar jóvenes menores de 60 años, y que se apunta mi marido, un Joven de 57 años, y ayer al no llegar el tercer escrutador ¡hasta mi sobrina tuvo dejar los brazos de Morfeo para que la casilla se pudiera conformar completa! Ella se integró como tercer escrutador y así se pudo instalar la casilla e iniciar las votaciones. Pues de los formados en la fila a primera hora, ninguno quiso sacrificar su domingo.

Pero los que no pusieron peros para ir a votar a lo largo de todo el día fueron las personas adultas mayores.

Creo que adultos mayores nos enseñaron con su asistencia que cuando buscamos el bien común nada nos detiene. Muchos de ellos hicieron un gran esfuerzo al acudir a las urnas. Y su estado de salud se veía evidentemente  deteriorado, pero así y todo fueron a votar, los llevaron los hijos o los nietos o el familiar que antes o después también voto, lo que nos muestra que los valores de familia y respeto todavía están vigentes ,y si nos lo proponemos como sociedad podremos rescatarlos.

Fue dura la jornada, con muchos tropiezos, pero a mí en lo personal me ha dejado una gran satisfacción.

En fin, ya no los mareo más, pero necesitaba decir que me siento muy orgullosa de mis hijos, de mi marido y en general de mi familia.

 

CONTENIDO RELACIONADO

DEL MISMO TEMA

¿Qué sigue?

¿Qué sigue?

| Héctor Aguilar Camín