SUSCRIBETE

6 Octubre 2022, Puebla, México.

¿Quiénes son responsables de la crisis de VW? / Luis Soriano Peregrina

Economía /Gobierno | Opinión | 8.SEP.2022

¿Quiénes son responsables de la crisis de VW? / Luis Soriano Peregrina

Luis Soriano Peregrina

Se requieren actores de peso que establezcan diálogos constructivos que rompan el conflicto

 

Es ilógico que se le exija al obrero que cargue la responsabilidad social, política y económica de todo un estado. Es impensable creer que el obrero de la VW asuma la responsabilidad de sacrificar su dignidad laboral por el beneficio de todos los poblanos.

Es vergonzoso que ciertos políticos, empresarios poderosos y medios de comunicación señalen como los únicos responsables de nuestras desgracias a los obreros de la VW.

La relatoría hacia donde nos están pretendiendo llevar con el conflicto obrero patronal entre la VW y sus trabajadores, es doloroso, desventajoso, obtuso y extremadamente indigno.

Pero veamos. Estamos iniciando el mes de septiembre del año 2022 y en este momento nos encontramos en una situación sumamente delicada en Puebla, pues la máxima empresa multinacional que nos da casi en su totalidad estabilidad económica a los poblanos, está en conflicto con sus trabajadores pues lo acordado entre la patronal y el sindicato fue rechazado por la mayoría de los trabajadores de dicha empresa alemana; lo cual motiva el emplazamiento a huelga y si no se llega a un acuerdo, detonaría la huelga, motivando pérdidas multimillonarias; es decir, esa gripa a la empresa nos puede causar a los poblanos una pulmonía grave y con consecuencias enormes para todos los sectores de la población. Imaginen que somos unas fichas de dominó, si cae la ficha de la VW motivará que caigamos una a una hasta que todos en Puebla hayamos caído en una crisis enorme, pues por culpa de nuestros gobiernos anteriores y actuales, Puebla solo depende hoy en día de la empresa  Volkswagen para sobrevivir.

Frente a lo anterior, casi todos los medios de comunicación tradicionales, el poder público y el sector empresarial están acusando y responsabilizando directa o indirectamente solo a los trabajadores de ambiciosos, oportunistas, malos mexicanos, ciegos, tontos, absurdos, pues no están pensando en Puebla; que están mal porque lo que hacen pone en riesgo a nuestro estado; que se dejen de payasadas que es mucho lo que se les incrementó; que tienen los mejores sueldos de Puebla, que por el bien de Puebla y México tienen la obligación de acatar lo acordado por una patronal y un sindicato que claramente acordaron en lo obscurito sin nunca consultar a la base trabajadora de que es lo que realmente quería la mayoría.

¿Quiénes son los responsables de que a Puebla le vaya bien? ¿Los obreros de la VW que durante años han estado sometidos a los designios de un sindicato cómplice de la patronal o los verdaderos responsables son los gobiernos del pasado y del presente tanto local como federal, así como sus ayuntamiento, diputados y senadores, jueces y magistrados y todo aquel responsable de generar desarrollo en la entidad? ¿Qué lógica existe que sean los obreros quienes tengan que cargar con la responsabilidad de quienes han sido omisos desde siempre de generar polos de desarrollo en el estado para no depender tanto de la VW? Me parece que la única obligación de los obreros es con su familia, y el ser buenos mexicanos es respetar las leyes, los derechos humanos y asumir su compromiso social desde la esfera individual.

Para aquellos que defienden la tesis que debemos de apoyar a la VW por encima de todo, déjenme decirles que ya lo hacemos como poblanos desde hace muchos años, pues la VW en Puebla gana miles de millones de dólares más que si estuvieran establecidos en Estados Unidos Canadá, pues aquí la mano de obra, así como la materia prima es más barata que en cualquiera de los países antes citados.

Somos el puente más barato para vender en EU y Canadá: no pagan muchos impuestos, se les dispensa que utilicen armas antiecológicas como las bazucas antigranizo; que gasten miles de millones de agua sin que existan sanciones y contaminan la misma cantidad sin que existan controles más rígidos que no dañen el medio ambiente; se les dispensan multas e impuestos por la corrupción; se les entregan terrenos y estos en muchos casos toman las decisiones de la flora, fauna en extensiones enormes de terrenos, existen políticas que los privilegian a ellos por encima de ejidatarios y pequeños empresarios en la entidad.

En cuanto a los que dicen que los obreros de la VW son los mejor pagados en Puebla, primero a ellos no se les debe de catalogar como obreros de Puebla, sino como obreros de primer nivel a esfera internacional, pues están mejor calificados que cualquier obrero especializado de EU o Canadá.

Ahora bien, en promedio un obrero de la VW en Puebla gana aproximadamente 15,000 pesos al mes, alrededor de 62.5 la hora; es decir, 3.15 dólares por hora, mientras que un obrero promedio no especializado en EU gana 23.8 dólares en promedio y reitero, el obrero de la VW no se debe medir igual que un obrero en Puebla, por su nivel de especialización a nivel internacional y la enorme ganancia que le genera a la patronal, es decir, a nivel internacional. El obrero especializado poblano de la VW es duramente explotado y mal pagado, frente a los obreros no especializados y especializados de otros lugares del mundo empezando por los aliados de México dentro del tratado de libre comercio de Norteamérica.

Hoy estamos viendo en Puebla en un solo acto diversos resultados; estamos viendo a unos trabajadores empoderarse frente a una representación sindical, dignificando su derecho a decidir y decidiendo cuáles serán sus beneficios al dejarse explotar por una patronal que gana mucho y que paga poco.

También estamos viendo a una empresa multinacional que se encuentra atada de manos, pues no sabe cómo interactuar con sus trabajadores y está recurriendo sistemáticamente a viejos vicios como la presión mediática, política y social para que se rompa la dignidad de quienes sostienen a la empresa, pero también estamos viendo presión al interior de la patronal de diversos integrantes que están buscando romper con esos viejos vicios y está empezando a replantearse la interacción entre la figura patronal y trabajadores, al buscar una relación más directa con todas y todos.

También estamos viendo a un sindicato sumido en sus viejos vicios, en su soberbia, en su incapacidad de entender que el corporativismo dejó de ser por lo menos cuando se trata de las revisiones del contrato colectivo de trabajo, algo que se trata igual que en el pasado.

En cuanto a los actores políticos vemos esfuerzos serios y una auténtica preocupación en el Gobierno Federal a través de la Secretaría del Trabajo y su titular Luisa Alcalde, en cuanto a la interlocución con el Gobierno del Estado de Puebla. Las áreas responsables se han visto superadas pues la desbordada soberbia mezclada con la ignorancia ha impedido construir puentes y establecer rutas que nos lleven a una armonía a favor de Puebla y los poblanos, aunado a la total ausencia de actores políticos de peso en Puebla que permitan establecer diálogos constructivos que rompan con el conflicto en el que nos encontramos. No se ve ni regidores ni presidentes municipales ni diputados locales o secretarios de Estado como figuras que incentiven regenerar un tejido que reconstruya una relación armónica entre todos los protagonistas en este conflicto, solo estamos viendo políticos y empresarios enanos, conflictivos y oportunistas que están buscando beneficiarse del serio problema en el que nos encontramos en Puebla.

Urge que el Gobernador del Estado nombre o busque una persona que tenga el tamaño y la altura suficiente para ser protagonista en la resolución de esta controversia, porque los enviados hasta ahora no tienen ni el conocimiento ni la habilidad ni la inteligencia ni la altura para construir procesos de paz que rompan con este conflicto; incluso sería muy valioso replantearse la no intervención, pues mayores conflictos están generando quienes tendrían que resolverlos.

Podrás ver esta columna en nuestras diversas redes sociales. Encuéntranos como @LuisSorianoVC.
Aquí la videocolumna: https://youtu.be/YZJhv7DraPA