SUSCRIBETE

3 Marzo 2024, Puebla, México.

Aumento / Un cuento de Elisa Lezama

Cultura | Ficción | 13.JUN.2023

Aumento / Un cuento de Elisa Lezama

Mundo Nuestro. Le damos la bienvenida a la joven escritora tabasqueña Elisa Lezama (Comalcalco, 2000). Este  cuento corto suyo con intriga y atinada solución revela que el microrrelato es una especialidad ya bien adquirida por ella.

Tardó un poco en darse cuenta que se le estaba quemando el lomo. Al principio sólo percibía un extraño olor a carbón encendido, pero pronto sus gritos ahogados dieron el anuncio de que el punto vaporoso se había convertido en flama. El fuego se aviva con el viento del jardín, por lo que si corría, el incendio acabaría con ella antes siquiera de reparar en que iba a morir. Así, el ardor que sentía en el torso le aseguraba que sus piernas ya no le pertenecían, yacían chamuscadas a pocos centímetros del resto de su tronco abrasado. Inmóvil chillaba y aturdía. El fuego escaló con rapidez por su cuello quemándole las orejas, tumbándole los pelos, para pronto seguir con el rostro. Le quitó primero la nariz, luego derritió sus ojos de botón; el fuego avanzaba pensante, dejando a voluntad su boca sin quemar, para que de ella siguieran saliendo gritos implorantes de auxilio, sabiendo que nadie la iba a socorrer.

Después de la masacre la escena del crimen quedó intacta. No había sangre ni cenizas, el aire las había esparcido entre las plantas. En un segundo se borró cualquier indicio de que ella alguna vez existió, como un rumor entre el viento, como el fugaz parpadeo de las luciérnagas. No sería el último suspiro perdido en ese jardín, bastaba otro medio día, otra hormiga, el mismo niño y la misma lupa.

 

(Foto de portadilla tomada de Blog del Fotógrafo)