SUSCRIBETE

19 Octubre 2021, Puebla, México.

El legado del Che / Héctor Aguilar Camín

Mundo /Sociedad | Opinión | 11.OCT.2021

El legado del Che / Héctor Aguilar Camín

Héctor Aguilar Camín

 

Este 9 de octubre se cumplieron 54 años de la muerte de Ernesto Guevara, el legendario Che de la izquierda latinoamericana, un héroe venerado, más presente en gorras y ropas de moda que en las ideas de cómo cambiar el continente.

 

La izquierda que hay en Morena no dejó pasar la fecha:  

 

“Conmemoramos el legado de Ernesto Che Guevara”, tuiteó Morena, “impulsando la unión latinoamericana mediante la revolución de las conciencias.”

 

Es un legado que Morena sigue de dientes para fuera, porque el legado del Che no tiene nada que ver con las cosas en que se empeña Morena, cosas tan burguesas como tener un partido político, ganar votos, buscar el cambio pacífico de la sociedad.

 

El legado del Che es alérgico a la democracia burguesa, sus asuntos son el cambio revolucionario, la revolución a rajatabla, no solo con violencia, sino con la violencia en primer lugar en el corazón mismo de la moral revolucionaria.

 

La Fundación Civismo @TTCivismo, un centro de reflexión “dedicado a la defensa de la libertad y la sociedad civil”, ha ofrecido en estos días muy oportunas muestras de lo que había en la cabeza de Guevara sobre, por ejemplo, la prensa, la justicia y la pasión revolucionaria.

 

Sobre la prensa: “Hay que acabar con todos los periódicos. Una revolución no se puede lograr con la libertad de prensa”.

 

Sobre la justicia: “Para enviar hombres al pelotón de fusilamiento, la prueba judicial es innecesaria. Estos procedimientos son un detalle burgués arcaico”.

 

Sobre la pasión revolucionaria: “Un revolucionario debe convertirse en una fría máquina de matar motivado por el odio puro”.

 

Sobre lo anterior, por si no quedó claro: “¡El odio es el elemento central de nuestra lucha! El odio tan violento que impulsa al ser humano más allá de sus limitaciones naturales, convirtiéndolo en una máquina de matar violenta y de sangre fría. Nuestros soldados tienen que ser así”.

 

Me pregunto si alguien suscribe esto en Morena o lo evocan solo como parte del inventario zombie de loqueras que hay en todo club político.